Los Cursos de Verano abordan el equilibrio entre rentabilidad empresarial y cuidado medioambiental

0
309

Comienza el curso de verano ‘Finanzas ante el reto de la sostenibilidad: finanzas sostenibles’. Durante tres días, en formato ONLINE, ponentes expertos en dicha temática, hablarán sobre la transición del tejido productivo hacia la rentabilidad económica y el cuidado medio ambiental.

Cada vez más hay empresas que buscan el equilibrio entre rentabilidad y sostenibilidad medio ambiental. Dado el auge de esta cuestión, los cursos de verano de la Universidad de Almería no podían dejar por alto la ocasión para ahondar en este tema y así lo hará desde este lunes 12 de julio hasta el miércoles 14 de julio con el seminario ‘las finanzas ante el reto de la sostenibilidad: finanzas sostenibles’, que ha sido inaugurado por el rector de la UAL, Carmelo Rodríguez, el presidente de Cajamar, Eduardo Baamonde y María López Fernández, directora de finanzas sostenibles y economía social, Grupo Cooperativo Cajamar y codirectora del curso.

Rodríguez ha enfatizado en la inauguración que “las finanzas sostenibles surgen de esa necesidad de añadir un componente ‘verde’ a los procesos económicos mediante un diseño de economía circular, baja en carbono, con energías más eficientes en la lucha contra la contaminación para combatir el cambio climático y preservar la biodiversidad.  Pero también contemplan los aspectos sociales que repercuten en la comunidad con el fin de promover modelos económicos que fomenten el respeto a los derechos humanos, la justicia social y las buenas prácticas. La clave está en encontrar el equilibrio entre rentabilidad y sostenibilidad”.

Por su parte, el presidente de Cajamar Eduardo Baamonde ha añadido que “la sostenibilidad se ha convertido en un prioridad política en la UE y posiblemente se ha convertido en el eje central de las políticas actuales y futuras en el seno de las instituciones comunitarias y, esperemos, en las instituciones internacionales como la Organización Mundial del Comercio y la ONU”

Baamonde ha completado diciendo que “para Cajamar más que una estrategia, es un principio inspirador sobre el que queremos centrar todas nuestras actuaciones, porque entendemos que la sostenibilidad es la garantía de la continuidad de la actividad económica y el relevo generacional. Pero la sostenibilidad reposa en tres pilaras: el económico, el social y el medioambiental. Si cualquiera de ellos se resiente, la sostenibilidad en el tiempo no es posible. De ahí la importancia de que no sólo las instituciones y las normas nos obliguen  o animen en esta dirección, sino que las empresas y la Universidad se orienten también en esta dirección.

Por otro lado, María López Fernández, directora de finanzas sostenibles y economía social, Grupo Cooperativo Cajamar y codirectora del curso, ha recordado que somos conscientes de que  estamos ante una gran catástrofe medio ambiental ‘lenta y silenciosa’ como es el cambio climático. “El objetivo de este curso es que todos podamos contribuir desde nuestro ámbito a transformar los riesgos climáticos en oportunidades. Señalo el acuerdo de Paris sobre el cambio climático como un hito que marca el inicio efectivo de la transición ecológica y que tiene como horizonte 2030. Estos 15 años serán un revulsivo muy importante en el tejido productivo y empresarial y esa transición deberá de ser justa y no dejar a nadie en el camino”.

El curso cuenta con destacados ponentes como Pablo de Ramón-Laca Clausen, director general del Tesoro y Política Financiera, Gobierno de España; Valvanera Ulargui Aparicio, directora general de la Oficina Española de Cambio Climático; Juan Carlos Delrieu Alcaraz, director de Estrategia y Sostenibilidad de la Asociación Española de Banca y José Moncada Durruti, director general de La Bolsa Social.

‘El objetivo de la des carbonización de la economía española’ de Valvanera Ulargui Aparicio, directora general de la Oficina Española de Cambio Climático.

Valvanera ha hablado de cómo hacer una España más segura a través del Plan nacional de Adaptación al Cambio Climático, no sólo desde el punto de vista de la prevención sino poniendo también en marcha medidas adaptativas de la economía. Ulargui ha explicado que “afecta a los 18 sectores económicos de nuestro país. Si no se incluyen los escenarios climáticos en las decisiones y estrategias de estos sectores se puede ver cómo habrán más riesgos y costes”. A esto ha añadido que “a nivel internacional está comprobado que cada euro invertido en adaptación evita la pérdida de siete euros en un futuro, por lo que este Plan es muy importante para nuestro país y recoge las soluciones ecosistémicas con más infraestructura verde y menos infraestructura gris en aquellos sitios donde hay que recuperar los espacios naturales y una apuesta por los sistemas de absorción del CO2”.

La directora general de la Oficina Española de Cambio Climático ha destacado además la relevancia del proceso participativo con las asambleas ciudadanas y ha señalado como “tenemos un consejo de participación pública con las Comunidades Autónomas y el Estado pero añadimos las asambleas ciudadanas. Estamos trabajando con todos los comentarios que hemos recibido y esperamos ponerlos en marcha pronto para complementar los proceso que ya existen y que esta transición sea beneficiosa para todos”.