La transformación digital de la Universidad de Almería, Mención de Honor en el Premio Internacional MetaRed

0
824

Un artículo firmado por Manuel Torres, Francisco José García, José Antonio Martínez, Andrés Jesús Martínez y Diego Pérez, en el que se describe el proceso vivido en el periodo 2019-2023 por el Servicio de Tecnologías de la Información y de las Comunicaciones de la UAL, recibe este importante reconocimiento entre un alto nivel de trabajos presentados.

En la comunicación que se ha hecho llegar al equipo redactor hay una frase que ensalza aún más el mérito de haberla obtenido. La escribe Tomás Jiménez, coordinador global de MetaRed para los diez países que la forman actualmente, para enfatizar su felicitación a los especialistas de la Universidad de Almería: “…especialmente tomando en consideración la calidad de los artículos presentados”. Así se cierra el anuncio de la concesión de la Mención de Honor en el Premio Internacional MetaRed de 2023 al artículo titulado ‘Transformación Digital en la Universidad de Almería’, destacado entre los 64 presentados “después de un riguroso análisis” del jurado internacional.

Son autores del mismo Manuel Torres, Francisco José García, José Antonio Martínez, Andrés Jesús Martínez y Diego Pérez, dentro del Vicerrectorado de Transformación Digital, quienes apuntan en el inicio de su trabajo que “actualmente, la transformación digital es un proceso clave para que las universidades puedan seguir a la vanguardia en un entorno en el que los ciclos de cambio son cada vez más cortos y frecuentes”. Detallan además a que “en este contexto, los departamentos de IT de las universidades juegan un papel fundamental en el desarrollo de mejoras para adaptarse a este entorno en continua evolución”.

El Vicerrector de Transformación Digital de la Universidad de Almería, José Antonio Martínez García, ha querido felicitar a todo el equipo del STIC- Servicio de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones- “por su implicación en este proyecto que comenzaba hace cuatro años con el inicio del nuevo Vicerrectorado, un proyecto ambicioso que comprende la transformación digital principalmente de las áreas de sistemas y desarrollo”.

En el artículo que han presentado al Premio Internacional MetaRed se describe el proceso de transformación digital llevado a cabo en la UAL durante el periodo 2019-2023, con la particularidad de que no la describe “como un todo”, sino que “pone el foco en la transformación que se ha llevado a cabo específicamente en el Servicio de Tecnologías de la Información y de las Comunicaciones (STIC) de la Universidad de Almería (UAL), y en cómo ha impactado esta iniciativa en la forma en que se llevan a cabo los procesos de la universidad”. Se ha requerido “una combinación de nuevas tecnologías y metodologías, actualización de infraestructuras y un gran esfuerzo orientado a acompañar a las personas en este camino, así como a proporcionarles los recursos y formación necesaria para facilitar el cambio”.

Como resultado, “se ha conseguido aumentar la eficiencia y se ha mejorado la calidad de los servicios prestados”. Asimismo, se ha añadido un conjunto de desafíos “que se han presentado en este proyecto de transformación digital”, siendo una parte clave de esta aportación “cómo se consiguieron superar y las buenas prácticas que se han adoptado durante esta experiencia”. Partiendo de una situación inicial “fácilmente reconocible también en otras universidades”, se aplicó un ‘Plan de transformación digital en la UAL’, elaborado a partir de la identificación de los problemas existentes. Como eje, “se tenía que situar a las personas en el centro para favorecer el proceso de transformación”, entendiéndose que “en la transformación digital de cualquier departamento de IT el papel de las personas es decisivo”. Aunque la tecnología es elemento importante, “definitivamente son las personas las que con su actitud y con su esfuerzo impulsan el cambio y hacen que la transformación sea efectiva”.

De este modo, se definió “un plan de acción basado en la formación que permitiese adaptarse a las nuevas tecnologías y a las nuevas formas de trabajo asociadas al proceso de transformación digital”. El artículo también repasa la Cartera estratégica de proyectos, con la que “favorecer un enfoque estratégico” al permitir “priorizar y alinearlos con los objetivos estratégicos de la universidad”. Así, “se ha desarrollado una metodología de trabajo basada en metodologías ágiles, aportando mayor colaboración y satisfacción de los usuarios, reduciendo riesgos mediante entregas continuas e incrementales y favoreciendo la colaboración entre miembros del equipo”. Los autores ponen la mirada en la “soberanía tecnológica” como meta final, sin obviar los retos de “seguridad, privacidad y protección de datos confidenciales y sensibles, y la dependencia de terceros”, en relación a servicios de clouds.

Uno de los grandes logros radica en que en la UAL se creó en 2019 un cloud privado en modalidad IaaS formado por 32 servidores que ofrecen más de 900 vCPU, 4.6 TB de RAM y más de 150 TB de HD: “Este nos ofrece un mayor control sobre la infraestructura, proporcionando la autonomía y flexibilidad necesaria para la construcción de plataformas y despliegue de servicios”. Se enumeran los mismos a lo largo del artículo, que repasa también los argumentos sobre la “mejora de la capacidad de las personas”, así como la “automatización de operaciones e infraestructura como código” antes de adentrarse en las conclusiones. En las mismas se insiste en que “la transformación digital se ha vuelto esencial para que las universidades mantengan su posición de liderazgo”, así como en que “los departamentos IT desempeñan un papel crucial en el desarrollo e implementación de estrategias para adaptarse a este entorno en constante evolución”.

Se sentencia finalmente de modo textual que “en nuestra experiencia, se ha mostrado que puede ser una iniciativa exitosa cuando se pone a las personas en el centro del cambio”. No obstante, “no basta con esto”, y se adentra en los antes referidos pasos sobre “la implantación de una cartera estratégica de proyectos, el desarrollo de un plan de formación en las tecnologías y metodologías para abordar el cambio, contar con una infraestructura propia cloud en forma de Infraestructura como servicio, haber implantado prácticas DevOps que potencien la automatización, y contar con generadores de proyectos y de código”. Todo eso “ha sido decisivo en el éxito del proceso de transformación digital de la Universidad de Almería”.