Prevención y detección precoz del cáncer de mama en la UAL con motivo del Día Mundial hoy

0
179

Estudiantes de la Universidad de Almería han escuchado atentamente las indicaciones de los profesionales de del Hospital Universitario Torrecárdenas quienes han explicado la importancia del diagnóstico precoz, el cribado y la autoexploración.

Como Universidad Saludable, la Universidad de Almería ha acogido una actividad, organizada por la Facultad de Ciencias de la Salud con motivo del día mundial contra el cáncer de mama que se celebra este 19 de octubre. Se trata de una mesa redonda sobre «Actualización en el Cáncer de mama» que se ha desarrollado este viernes 18 de octubre en la sala bioclimática del campus universitario.

Han participado profesionales de la unidad de gestión clínica de Ginecología y Obstetricia del Hospital Universitario Torrecárdenas: María Eugenia Ramos, encargada de hablar de la prevención primaria y secundaria del cáncer de mama; Caridad Sánchez, quien ha centrado su ponencia en las líneas de tratamiento del cáncer de mama y Chiaria di Giovanni, quien ha hablado de los avances en la salud sexual y reproductiva  en mujeres con cáncer de mama.   

El día internacional del cáncer de mama busca concienciar a la sociedad de la importancia de la investigación y el diagnóstico precoz de esta enfermedad, porque el cáncer de mama es el tipo de tumor más frecuente en mujeres ya que 1 de cada 8 mujeres tendrá cáncer de mama a lo largo de su vida. 

Hasta la fecha, este año se han diagnosticado en España 33.307 nuevos casos de cáncer de mama. En la actualidad el cáncer de mama tiene una supervivencia del 90% a los 5 años, esto significa que 9 de cada 10 mujeres sigue viva a los 5 años del diagnóstico de su enfermedad

Las tasas de supervivencia del cáncer mamario varían mucho en todo el mundo, según la OMS, desde el 80% o más en España, América del Norte, Suecia y Japón, pasando por un 60% aproximadamente en los países de ingresos medios, hasta cifras inferiores al 40% en los países de ingresos bajos. La bajas tasas de supervivencia observadas en los países poco desarrollados pueden explicarse principalmente por la falta de programas de detección precoz, que hace que un alto porcentaje de mujeres acudan al médico con la enfermedad ya muy avanzada, pero también por la falta de servicios adecuados de diagnóstico y tratamiento. 

El diagnóstico precoz, el cribado y la autoexploración mamaria son las principales estrategias. En Andalucía existe el programa de detección del cáncer de mama que consiste en la realización de mamografías cada 2 años a toda la población femenina entre 50 y 69 años residente en Andalucía. Las mujeres son citadas mediante carta que reciben en su domicilio para acudir a una Unidad de exploración mamográfica específica en donde se hacen dos placas por mama.