Estudiantes con diversidad funcional visitan la Ciudad de la Justicia

0
246

El alumnado del ‘Curso de cualificación profesional para el empleo’ participó en esta actividad que tiene como objetivo acercarlo a la jurisdicción ordinaria. Durante su visita, formó parte del público en algunos de los juicios que se celebraron en la sala de vistas del Juzgado de lo Social número 3 de Almería

Los estudiantes del ‘Curso de cualificación profesional para el empleo’ de la Universidad de Almería, cofinanciado por el Fondo Social Europeo y la Fundación ONCE, han visitado la Ciudad de la Justicia de Almería. Se trata de una novedosa actividad enmarcada en este curso para personas con discapacidad intelectual y/o del desarrollo, cuyo objetivo final es lograr su plena inclusión.

Entre otras asignaturas están cursando ‘Nociones básicas para el empleo’ en la que se les instruye en los más elementales derechos y obligaciones, tanto de los trabajadores como de los empleadores. Todo ello con el objetivo de recibir una formación integral que los capacite para enfrentarse al mercado laboral, con una inclusión real y efectiva, formados en valores de convivencia, preparados en la evitación de conflictos y su posible resolución, utilizando la mediación como instrumento principal para lograr la conciliación de aquellos conflictos que pudieren surgir.

Sin embargo, la Justicia se presenta en muchas ocasiones como única vía para la solución de estos conflictos y por ende, los responsables del curso, han visto apropiado que los estudiantes visitaran la Ciudad de la Justicia, como actividad de acercamiento a la jurisdicción ordinaria.

Durante su visita, los estudiantes formaron parte del público en algunos de los juicios que se celebraron en la sala de vistas del Juzgado de lo Social número 3 de Almería, cuyo titular, el magistrado Gonzalo Alcoba, los recibió e ilustró sobre todo lo que se estaba dirimiendo en los actos procesales. De su mano, conocieron la composición de la sala, los medios de grabación de los juicios y su justificación, así como una reseña al proceso y al derecho de acceso a los recursos.

La organización agradece a todo el personal que formó parte de la actividad, desde los agentes de la Guardia Civil, que se encargan de la seguridad del edificio, al funcionario que realizó las funciones de policía de sala, a los s letrados que representaron y asistieron a las partes, en los diferentes juicios, y de una forma muy especial al juez Gonzalo Alcoba, que realizó todas las adaptaciones y ajustes necesarios, para que el alumnado siguiese el itinerario procesal de los juicios, consiguiendo con ello un acercamiento pleno a la Justicia, despejando todo temor y desconfianza, fruto del desconocimiento de la realidad de los juzgados y tribunales.

Tras finalizar la visita, todos los estudiantes comentaron a las monitoras que los acompañan durante todo el curso, encargadas de su atención y de complementar la formación recibida y pertenecientes a las asociaciones de personas con discapacidad A TODA VELA y ASALSIDO, que había sido una experiencia inolvidable y que no dudarían, en caso de ser necesario, en acudir al juez para resolver los problemas que pudiesen tener en sus vidas y no se lograsen solucionar por otros medios.